Buena alimentación

Se define como buena alimentación al proceso por el cual una persona incorpora a su organismo alimentos saludables. La alimentación es una acción que realiza todo ser vivo y resulta necesaria para que el cuerpo funcione y se desarrolle. Cuando los alimentos que se ingieren son sanos y cuentan con los ingredientes necesarios para el buen desarrollo se dice que la alimentación es buena.

Ingerir alimentos es algo fundamental y totalmente necesario para que un organismo pueda mantenerse vivo. Existen una infinidad de alimentos de diversa índole que se pueden consumirse. Sin embargo muchos de ellos generan daños en el ser humano y por ello no son recomendables.

buena alimentacion

El campo de la salud, y particularmente el de la nutrición, es uno de los que más fomenta la buena alimentación. Desde simples consejos hasta recetas de comidas elaboradas, son las que se tienen en cuenta al momento de armar un plan de alimentación correcta.

Este concepto apunta no solo al tipo de alimento que se consume sino también a que el mismo sea acorde a la edad. Cada persona necesita en las diferentes etapas de su vida, distintos alimentos. En el caso de los niños, por ejemplo, es fundamental la ingesta de alimentos que tengan minerales y proteínas esenciales para el crecimiento.

El desarrollo de los huesos y el buen desarrollo en general del organismo es uno de los pilares de una buena alimentación durante la infancia. En esta etapa la buena alimentación también estará muy ligada al consumo de alimentos que ayude al desarrollo intelectual y a la concentración. Luego durante la edad adulta será importante que la persona consuma aquellos alimentos que ayuden a mantener la buena salud, incluyendo el peso por ejemplo.

Carnes, pescado, frutas, verduras y lácteos son algunos de los alimentos que forman parte de una buena alimentación.

Toda buena alimentación implica también realizar actividad física. Por ello además de que se consuman alimentos saludables es importante acompañar la alimentación con deporte o alguna actividad que ayude al organismo a mantenerse en forma.

Beneficios de una buena alimentación

Los beneficios de una buena alimentación son múltiples. Por un lado permite desarrollar una buena capacidad de concentración y llevar a cabo las actividades diarias con energía. Por ello el desayuno es considerada una de las principales comidas, por lo mucho que aporta al día a día.

Consumir alimentos sanos también es fundamental para mantener una buena salud y prevenir enfermedades. Si se consumen alimentos con alto porcentaje graso o con muchas calorías, los riesgos de sufrir problemas de salud son mayores.

Una buena alimentación es beneficiosa no solo para el organismo sino para el estado de la persona en general. El estado de ánimo, la energía, la adrenalina y el entusiasmo son conceptos estrechamente relacionados con los alimentos que se ingieren.

En la actualidad la combinación de una buena alimentación con actividad física, permite a las personas poder vivir de mejor manera. Con ello se evita, por ejemplo, uno de los problemas más comunes que es la obesidad.