Indiferencia

La indiferencia es un estado en el cual una persona no siente interés alguno por otra persona, objeto o situación. Se trata de un estado anímico que se puede presentar en cualquier momento y por diferentes razones. El término tiene su origen en el latín indifferentia e implica cierto rechazo o desinterés absoluto.

La indiferencia puede ser resultado de un mero desinterés o de un malestar que la persona siente respecto a algo. Por ejemplo dos personas que se encuentran disgustadas pueden demostrar indiferencia. Cuando una persona no quiere hablar con otra puede serle indiferente no presentado atención a sus palabras.

La indiferencia puede derivar, también, del hecho de no sentir atracción alguna por cierta situación u objeto. Por ejemplo para ciertas personas el deporte no tiene importancia. Por ello si se lleva a cabo un importante partido de tenis, por ejemplo, pueden no prestar ninguna atención a él porque no les importa en lo más mínimo.

indiferenciaLa indiferencia es muy habitual cuando una persona no siente interés por algo

Muchas veces la indiferencia se ve como algo negativo en el ser humano. Hay quienes tildan a la persona indiferencia de poco cálida o fría. Se ve al sujeto indiferente como alguien a quien nada le importa excepto sus propios problemas. Esto es, generalmente, apresurado o erróneo. Puesto que cada persona muestra interés por lo que desea.

Así mismo a nivel social, es decir dentro de la sociedad, una persona puede ser juzgada por no manifestar solidaridad con otro. Si, por ejemplo, un hombre ve que están robando a una mujer y para no meterse en problemas se aleja y no la ayuda, está siendo indiferente. El modo en que esto se vea depende de cada persona.

Del mismo modo que para algunos la indiferencia es algo negativo, hay quienes ven esta actitud como sinónimo de fortaleza. Muchas veces el ser humano se enfrenta a situaciones que lo pueden afectar gravemente a nivel emocional o causarle daño. En esos casos si la persona opta por ser indiferente está, en cierto modo, protegiéndose.

Se puede decir entonces que la indiferencia puede ser producto de una falta de interés, de un instinto de protección o de un malestar general de la persona que la manifiesta.

La indiferencia en la adolescencia

Durante la adolescencia muchos jóvenes muestran un gran nivel de indiferencia hacia lo que los rodea. En general se trata de una manera de restar importancia al entorno como parte del proceso de construcción personal. El adolescente tiende a ignorar a sus padres o las opiniones de otros. Sin embargo, en este caso suele ser un escudo lo que crea para no dejar salir sus verdaderos sentimientos.

Esta indiferencia durante la adolescencia se relaciona con la rebeldía propia de la edad. Aunque no todos los jóvenes son iguales a esta edad, muchos caen en este esquema tan particular del que solo pueden salir como resultado de una madurez y reflexión adulta.

Sinónimos de indiferencia

impasibilidad, insensibilidad, neutralidad, desinterés, apatía, indolencia, desgana, tibieza

Antónimos de indiferencia

preferencia, pasión, interés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *