ISO

ISO son las siglas que corresponden a Internacional Organization for Standardization que, traducido a nuestro idioma se puede leer como Organización Internacional de Normalización. La principal tarea es la elaboración de normas que deben adaptarse a los estándares nacionales e internacionales en cuestiones tanto técnicas como de construcción.

Las normas ISO contribuyen a que el desarrollo, la producción y el suministro de bienes y servicios sean más eficaces, seguros y transparentes. Gracias a estas normas, los intercambios comerciales entre países son más fáciles y justos, pues se respetan los reglamentos ya escritos.

ISOEn fotografía, ISO se refiere al manejo de la luz por parte de la cámara de fotos.

Características de las normas ISO

Las normas ISO proporcionan a los gobiernos un fundamento técnico para la legislación en materia de salud, seguridad y también en cuestiones del medio ambiente al lograr un mayor grado de sustentabilidad. También contribuyen a la obtención de tecnología de los países del tercer mundo o que se encuentran en vías de  desarrollo. Estas normas sirven para proteger a los consumidores y usuarios en general ante cualquier problema que haya surgido de un producto o servicio. Esto provoca que la vida sea mucho más simple y sencilla.

Este tipo de normas son documentos que están aceptados por el Organismo de Normalización y que contienen cuáles son las condiciones específicas tanto tecnológicas como de calidad para que los productos y servicios alcancen los más altos estándares de aceptación por parte de todos los países alrededor del mundo.

El uso de las normas permite que todas las personas puedan conocer cuáles son los estándares de calidad de cada producto o servicio que adquieren y que los mismos sean aceptados por todos ya sea que se trata de usuarios o consumidores.

Las normas ISO son reglas que establecen los estándares de excelencia a nivel internacional. Además, cada país tiene sus propias normas de regulación.

Tipos de normas ISO

ISO en fotografía

En fotografía ISO es la sensibilidad que presenta el sensor de la cámara al momento de captar la luz. Cuanto más alto sea el número, mayor capacidad tendrá el dispositivo para captar la luz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *