Ley de Murphy

La ley de Murphy es un enunciado que se basa en tratar de explicar los hechos que acontecen en cualquier ámbito. Como idea general, el concepto principal que presenta esta ley es que si algo tiene que salir mal va a salir mal sin importar lo que hagamos para evitarlo.

Esta frase, que demuestra una actitud muy pesimista puede utilizarse en todo tipo de situaciones de la vida cotidiana, desde las menos importantes a las más sustanciales.

La ley fue enunciada por Edward A. Murphy Jr., quién realizaba experimentos con cohetes para la Fuerza Aérea de Estados Unidos durante la década de 1940.

ley de MurphyDe acuerdo a la ley de Murphy las tostadas caen siempre del lado de la mantequilla.

Ley de Murphy: su origen

Aún hoy en día se discute cuál fue el origen de estas leyes. La historia oficial se origina entre 1947 y 1949 cuando se desarrolló un plan que estaba destinado a probar la resistencia del hombre frente a la fuerza G. El aparato era un cohete sobre unos rieles. Al principio se usaron muñecos, pero después la prueba se hizo animales y, finalmente en humanos y, a pesar de todos los cuidados que pusieron calibrando los sensores, las lecturas siempre dieron cero (cosa que estaba muy mal y que, supuestamente no tenía por qué ser así)

Existen diferentes teorías sobre el origen de la ley de Murphy y sobre los detalles de cómo fue formulada inicialmente. Durante el período de 1947–1949 se desarrolló un plan denominado MX100 en el campo Muroc (llamado más tarde Base Aérea Edwards) destinado a probar la resistencia humana a las fuerzas G durante una desaceleración rápida. Para las pruebas se empleaba un cohete sobre rieles con una serie de frenos en un extremo. Murphy, quien fue el jefe del experimento, le echó la culpa a su asistente – quien había conectado todos los cables a los sensores que dieron una mala lectura- y le dijo con bastante arrogancia “Si tiene una forma de cometer un error, lo hará”.

Con el tiempo, la frase fue sacada de contexto y tomo el cariz que conocemos hoy. Aunque todo indica que la frase “lo que puede salir mal, así saldrá” nunca fue pronunciada por Murphy. Algunos opinan que fue popularizada por Larry Niven, un escritor de ciencia ficción. El enunciado enfatiza lo negativo. Por lo general, la gente tiende a recordar lo malo de manera más intensa sin importar los momentos positivos que se vivieron hasta el momento.

Ejemplos de la ley de Murphy

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *