Materia

Una materia es aquella que tiene un cuerpo y ocupa un espacio. A veces puede tener un poco de energía y sufrir cambios a lo largo del tiempo. La materia tiene interacción con objetos que se utilizan para su medición. Siempre que ocupe un espacio es una materia, ya sea en tamaño microscópico o más grande.

La materia ocupa un lugar y su cuerpo tiene una forma, un peso y un volumen. Todas estas cualidades son observables y, mediante instrumentos, son posibles de medición. Una materia puede estar compuesta por cualquier material, como por ejemplo plástico, metal o madera.

Por otro lado, la definición de materia puede referirse a una disciplina o asignatura. Se pueden encontrar en escuelas, colegios y universidades. Cada materia tiene un plan de estudios específico y una serie de temas que el docente tiene que seguir. En cuanto a la definición más física, la materia se presenta en su forma sólida, líquida o gaseosa.

El agua se puede encontrar en los tres estados que posee la materia.

La materia posee niveles de organización, los cuales se clasifican según las características que presentan. Por un lado, el nivel biológico donde la materia se divide en una célula. Otro nivel es el físico, con su tamaño molecular pero no tienen vida, por lo que se consideran abióticos. Por último, el nivel ecológico que se separa en comunidad, población, biosfera y ecosistema.

Todo el mundo está generado a partir de masa y energía. La materia puede encontrarse en todo el universo, siempre que ocupe un lugar en el espacio. Crea la realidad material objetiva, es decir que puede ser percibida en el lugar por las personas, así como se puede hacer con un objeto, por ejemplo una mesa.

La materia está en todos lados, especialmente en su estado físico. Todo lo que una persona percibe, siente y toca puede considerarse materia. Este es una parte muy importante del mundo en el que viven, ya que forma toda la vida en el universo. Sus tres estados en los que se reconoce son líquido, como el agua; gaseoso, como el aire que se respira; y sólido, como cualquier objeto tangible.

Para que la materia cambie de estado, es necesario cambiar el ambiente en el que se encuentra. El proceso por el cual se pasa de sólido a líquido, por ejemplo para derretir un hielo, se llama fusión. Por otro lado, del estado líquido a sólido, cuando se quiere formar el hielo, es gracias a la solidificación. Del estado líquido a gaseoso es gracias a ala evaporización y el efecto contrario es la condensación. Para finalizar, del estado solido a gaseoso es por la sublimación y sublimación inversa lo contrario.

Dos tipos diferentes de materia

La materia puede presentarse en diferentes estados, como lo son el sólido, líquido y gaseoso. Pero también existen diferentes formas en las que se puede encontrar. Por un lado, la materia orgánica la cual está compuesta por moléculas creadas por seres vivos. Por ejemplo, una planta o carne.

Por otro lado, se encuentra la materia inorgánica, la cual es lo contrario a la orgánica, por lo que no está compuesta por moléculas. Por ejemplo, la sal está compuesta por cloruro de sodio, elemento que no es generado por un ser vivo.

Sinónimos de materia

sustancia, elemento, asignatura, disciplina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *