Venoclisis

La venoclisis consiste en un procedimiento en el que se introduce en el organismo cualquier sustancia medicinal a través de las venas. Suele ser llevado a cabo en cierto tipo de venas. Por lo general se trata de las que se encuentran en el antebrazo, porque son las que mejor se adaptan a este tipo de prácticas.

Las sustancias suministradas a través de la venoclisis no solo incluyen medicamentos, también puede tratarse de transfusiones de sangre e inclusive suero para hidratación o nutrición.

VenoclisisLa venoclisis permite la incorporación de fluidos a través de las venas.

Ventajas de la venoclisis

La venoclisis presenta una ventaja esencial por sobre el resto de los tipos de inoculación de sustancias. Al acceder al torrente sanguíneo, el medicamento, la sangre o el suero presentan un camino mucho más rápido.

Características de la venoclisis

Es un procedimiento que se realiza tan solo una vez, suele ser llevado a cabo en pacientes que están siendo hospitalizados. Esto ocurre en el caso, por ejemplo, de la inoculación del suero.

La venoclisis debe ser puesta en práctica por enfermeras. Las mismas deben tener preparación previa para hacerlo. Es importante que sepan cómo introducir la aguja en la zona y puedan mantener la zona en óptimas condiciones de higiene.

Tipos de venoclisis

De acuerdo a su finalidad, las venoclisis pueden dividirse en aquellas en las que se administran medicamentos. También en las de hidratación parenteral y las de nutrición parenteral.

En cuanto a la ubicación del procedimiento se puede dividir en venóclisis periférica donde se colocan catéteres por los que se administran los medicamentos intravenosos y que se introduce en las venas de tamaño pequeño en el antebrazo.

También podemos hablar de la venoclisis central. En este caso se realiza la introducción de agujas en venas grandes como las del cuello o también en el torax e inclusive en las femorales que se encuentran en las piernas.

Este método suele emplearse en los casos en los que se necesite acceder directamente al corazón o que se necesite manejar una gran cantidad de sangre. Suele ser empleada cuando es necesario transfundir grandes cantidades de líquido en poco tiempo o cuando la solución suministrada deba ser muy concentrada.

Cuáles son los materiales empleados

Para realizar un correcto procedimiento durante la venoclisis se necesitan una serie de materiales como los siguientes: guantes estériles, un torniquete, gasas esterilizadas o en su defecto algodón, cinta adhesiva del tipo medico, alcohol o solución de iodo que funcionan como antisépticos. También se debe tener a mano los catéteres que serán para uso intravenoso periférico o central. El equipo de infusión que consiste en un micro gotero o en un macro gotero y una jeringa, aunque no siempre es necesaria.

Las soluciones para la infusión también son necesarias aunque de forma opcional. También es conveniente contar con los frascos para la preparación de las diferentes soluciones que se van a utilizar y de una bomba de infusión. Además, suele ser requerido el uso de obturadores, de conectores y de llaves de tres vías para una mejor inoculación de los medicamentos y de los líquidos como el suero y la sangre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *